viernes, 16 de mayo de 2008

El poema de hoy:


Premisa argumental

En un día cualquiera, a cualquier hora,
una ciudad cualquiera.
Por las calles,
las hojas cualesquiera -¿podéis verlo?-
que el viento va arrastrando
tras la ventana de un café.
Ahora
imaginad un hombre -sí, cualquiera-
sentado ante una mesa.
Entre sus manos
-lo habéis adivinado-
un título cualquiera.
Aproximaos. Ved como sorbe, distraído, su coñá
mientras mira pasar cualquier extraño
camino de un lugar cualquiera,
limpia sus gafas, tose,
abre por cualquier página y se topa
-también es coincidencia-
este poema.

Gabriel Insausti: Vida y milagros.